Saturday, July 18, 2009

DESASOSIEGO



Eu não sou eu nem sou o outro,  Sou qualquer coisa de intermédio:  Pilar da ponte de tédio  Que vai de mim para o outro.
Mário de Sá-Carneiro


Le temo a la lectura de ciertos autores. Por causas muy personales. También le temo a reincidir en otros. Del primer pánico: Marqués de Sade y de la otra tanda la tía Virginia Woolf.

Los últimos días me acorrala Fernando Pessoa, me han regalado su Libro del desasosiego. Y estoy próximo a entregarme.

Dice en la contraportada de esta edición de Seix Barral "ha sido elogiado por la crítica como uno de los dietarios más bellos del siglo XX".

Me detengo en dietario y voy a la RAE online:

dietario.

(De dieta2).

1. m. Libro en que se anotan los ingresos y gastos diarios de una casa.

2. m. Libro en que los cronistas de Aragón escribían los sucesos más notables. 


La casa de Pessoa estaba ocupada por muchos otros en una misma habitación. Álvaro de Campos, Alberto Caeiro, Ricardo Reis y dicen que hasta llegar a unos 70 autores dentro de él mismo (sí, eso, heterónimos).

El que tengo en mis manos fue escrito por Bernardo Soares, contable, hombre que al parecer también escribió algunos poemas y al que los especialistas no le atribuyen mayor importancia, contrario a Álvaro, Alberto o Ricardo, quienes fueron más prolijos en la obra y vida que decidió darles su creador.

En lo que sí coinciden los variados análisis es que esta obra de Bernardo es la más conocida de su particular Dios. Ser el todopoderoso dentro de nuestras activas cabecitas debe ser una tarea agobiante, porque tener tanto poder ha de ser enloquecedor.  

No comments:

Related Posts with Thumbnails